Poder Judicial versus Poder Ejecutivo


El TSJ País Vasco encuentra un resquicio legal para no aplicar la reciente subida de tasas judiciales a los trabajadores del País Vasco en los proceses de la Jurisdicción Social -Público- pues entiende, salvo criterio posterior del TS vía recurso o una futura reforma de la Ley de Asistencia Jurídica Gratuita, que quedan exentos de su aplicación en la medida en que el artículo 2 de la Ley de Asistencia Jurídica Gratuita reconoce este derecho a “en el orden jurisdiccional social, además, los trabajadores y beneficiarios del sistema de Seguridad Social, tanto para la defensa en juicio como para el ejercicio de acciones para la efectividad de los derechos laborales en los procedimientos concursales.”.

Hace pocos días un humilde Juez de Juzgado de Instrucción se quejaba, delante de mí ante uno de sus funcionarios, de la necesidad de la figura de un Fiscal con dedicación exclusiva para el partido judicial al que acudir, como en este caso, y poder continuar con la tramitación inmediata del asunto que traíamos entre manos, así, decía, se hubiese resuelto sobre la marcha sin necesidad de citarnos otro día como, finalmente, fue necesario.

Estas actitudes de crítica y confrontación que estamos observando, de los altos niveles de la judicatura hasta los más bajos, reflejan el enfrentamiento entre dos Poderes del Estado, el Judicial y el Ejecutivo. Cada uno haciendo uso de las armas que el Estado de Derecho les proporciona: el primero, con la crítica a la escasez de recursos, las movilizaciones y la interpretación de la norma; los segundos, con las reformas legislativas a golpe de decretos-leyes a través de un Poder Legislativo controlado por el Ejecutivo, reformas que posteriormente él mismo se encarga de ejecutar.

Lo que más me llama la atención es que sea el Poder Judicial, siendo como es un Poder formado en su mayoría por corrientes de pensamiento de derechas, quien esté defendiendo a veces con tanto ahínco a los más desfavorecidos de este país: trabajadores, desahuciados, pequeños inversores, pequeñas y medianas empresas, estafados por las preferentes,… frente a un Poder, el Ejecutivo, que debiera gobernar y proteger a todos y no sólo a una clase social determinada, como así, en mi opinión, está haciendo en beneficio de las clases altas –sector bancario y grandes patrimonios-.

Pero, en mi opinión nuevamente, esta lucha de clases al uso por ambos Poderes no es más que un instrumento, otro más, del que se están valiendo para intentar ganar la batalla.

Ya lo decía en otra entrada de este blog: están cambiando cosas que nunca imaginamos que podrían cambiar. Y, en este caso: jueces defendiendo a las clases bajas olvidadas por un gobierno empeñado en defender los intereses de las clases altas –la clase media está en franca decadencia-. Desde mi punto de vista, gracias a la Derecha Política y Judicial, vuelve a estar de actualidad la tan denostada “lucha de clases”.



Entradas destacadas
Próximamente habrá aquí nuevas entradas
Sigue en contacto...
Entradas recientes
Archivo
Buscar por tags
No hay tags aún.
Síguenos
  • Facebook Basic Square
  • Twitter Basic Square
  • Google+ Basic Square
Áreas de conocimiento
Derecho Civil
Derecho Penal
Derecho Administrativo
Derecho de la Administración Local
Derecho de la Circulación
Derecho Laboral y de la SS.SS.
¿Más información? Contáctanos

Estamos aquí para asisitirte. Contáctanos por teléfono, email, formulario o nuestros canales sociales. 

  • Facebook icono social
  • Icono social Twitter
  • Icono social LinkedIn
  • Icono social de Google
  • Icono Social blogger
© Copyright 2017 José Manuel Piñero Fernández